Palacio Imperial de Maximiano Hercúleo, en Córdoba (Corduba).
 
Planta de las excavaciones del Palacio Imperial de Maximiano Hercúleo
Planta de las excavaciones del Palacio Imperial de Maximiano Hercúleo

 
Un gran palacio de más de 8.000 m2, se construyó en el S.III siendo ocupado por el emperador Maximiano en los años 296 y 297.
 
Todo el complejo está construido con opus caementicium revestido con hiladas de sillarejo y ladrillo.
 
Nos quedan restos que nos permiten imaginar como era su distribución. Un gran pasillo semicircular y semienterrado de 4 m. de ancho, de más de 150 m. de largo y 55 m. de radio era el elemento principal de distribución. A él se abrían todas las dependencias del palacio que estaban dispuestas radialmente. Entre ellas se encuentran varias exedras simples o en grupos de tres o cinco. Este pasillo semicircular estaba coronado por un pórtico con columnas -criptopórtico- e iluminado por lucernarios. Además ejercía la función de salvar un desnivel existente.
 
En su eje central se encontraba una posible basílica, a sus lados otras estancias y pasillos de acceso a otras dependencias, algunas de ellas subterraneas. De entre ellas destaca una planta de una cámara triconque de uso desconocido.
 
Se conservan restos de las termas, con tres bañeras, la central decorada con pinturas mural.
 
Lo que nos queda del palacio está muy deteriorado ya que mucho del material se reutilizó para otras edificaciones y posteriormente, al hacer la estación de ferrocarril, se desmontó gran parte.
Palacio Imperial de Maximiano Hercúleo Palacio Imperial de Maximiano Hercúleo
Vista aerea de los restos del Palacio Imperial de Maximiano Hercúleo